lunes, 29 de octubre de 2012

Descubridor de Chile por Jorge Schaerer Contreras


La magia de las palabras deriva de que se explican a sí mismas con una claridad tal que no dejan lugar a duda alguna sobre su sentido. Esa exactitud es la razón por la cual las empleamos para comunicar, aunque hay algunos que las usan para ocultar sus pensamientos.
En latín vulgar el prefijo "dis" adquirió el sentido de inversión de una acción ya hecha. Así, incorporado al verbo "cooperire", cubrir, dieron origen a "discooperire", descubrir, para expresar la acción de destapar algo que se había tapado, y que por ello permanecía ignorado.
En los archivos de Sevilla existen antecedentes que permiten saber que el navegante Juan Fernández fue el primer europeo que visitó las costas de Nueva Zelanda y Australia, y que lo hizo desde Chile. Por razones políticas se ocultó tal hecho, y por ello no aparece como descubridor de esas tierras.
Magallanes, por el contrario, al igual que Colón, a su regreso a Portugal hizo pública sus anotaciones en el libro de bitácora de su nave, y sobre la base de ellas informó por escrito todos los detalles de su travesía, incluyendo los territorios que había descubierto.
Si en la Colonia se atribuyó a Almagro el "descubrimiento" de Chile, ello se debió a la conveniencia de legitimar oficialmente el hecho, para impedir cualquier mala interpretación del Tratado de Tordesillas. No hay que olvidar que Magalhaens, llamado por nosotros Magallanes, era nativo del país que competía con España en la conquista del mundo.
Descubrir hoy lo que se había cubierto con respecto a nuestra historia, tiene por propósito destacar la relación de nuestro país con el mar, y así despertar una vocación marítima que produzca el urgente cambio que debemos operar en nuestra cultura. Debido a la acción de los piratas que asolaron nuestras costas, a partir de los siglos XVI y XVII, Chile volvió la espalda al mar. Que eso suceda en un país con miles de kilómetros de litoral marítimo constituye una grave deformación cultural que tiene dañinas consecuencias para nuestra sociedad, nuestra política, y nuestra economía. Por ello se debe corregir.
Jorge Schaerer Contreras


fuente de la nota: http://blogs.elmercurio.com/columnasycartas/2012/10/28/descubridor-de-chile.asp
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Discurso sobre las Penas de Manuel de Lardizabal y Uribe